Los mejores auriculares para bebés y auriculares con cancelación de ruido para niños • Consejos de insonorización

, .

Los audífonos y orejeras con cancelación de ruido para niños y bebés pueden brindar beneficios para la salud y la mente. En este artículo, examinaremos los 5 beneficios principales y recomendaremos algunos de los mejores auriculares y orejeras para reducir el ruido que están disponibles en la actualidad.

¿Quién debería considerar comprar un juego de orejeras con cancelación de ruido? La respuesta es cualquiera que pueda llevar a su hijo con ellos a un entorno donde existe la posibilidad de altos niveles de ruido y el riesgo de pérdida de audición inducida por el ruido.

Estos son lugares que puede pasar por alto en la vida cotidiana pero que contienen altos niveles de decibelios sostenidos o periódicos. Lugares como escuelas, aeropuertos, aviones, eventos deportivos, conciertos, centros comerciales, festivales y exhibiciones de fuegos artificiales son buenos ejemplos.

Además del beneficio de la protección auditiva, los niños con autismo, TDAH y problemas de procesamiento sensorial y auditivo pueden beneficiarse de la reducción del ruido que puede proporcionar un par de auriculares reductores de ruido superiores. Las aulas escolares no siempre están insonorizadas, y la cantidad de ruido en un aula concurrida puede tener efectos perjudiciales en la capacidad de aprendizaje de algunos niños.

5 beneficios de los auriculares con cancelación de ruido para niños

Sin duda, hay muchos y variados beneficios de brindarle a su hijo un momento de tranquilidad. Si no puedes aplicar ningún tipo de insonorización en las estancias de tu hogar, entonces el uso periódico de unas orejeras reductoras de ruido puede ser una buena alternativa. Echemos un vistazo más detallado a 5 de los beneficios comunes de las orejeras de protección contra el ruido.

1. Proteger los oídos en desarrollo

El gran beneficio de cualquier par de audífonos para bebés o niños es la protección del oído contra la pérdida auditiva y las anomalías congénitas (p. ej., zumbidos en los oídos cuando no hay sonido presente). El término oídos “en desarrollo” es algo inapropiado. El oído es el único órgano humano que está completamente desarrollado al nacer. Lo que realmente estás protegiendo es el pleno funcionamiento del oído.

Los oídos de los niños son los más sensibles que jamás serán. Pueden escuchar ruidos en frecuencias de hasta 20 000 Hz, lo que significa que los bebés son extremadamente sensibles a los sonidos agudos y más sensibles que cualquier otra persona a todos los sonidos. Los auriculares adecuados protegerán los oídos jóvenes contra daños auditivos en esta importante etapa de la vida.

2. Brinda descansos sensoriales

Contrariamente a la creencia popular, la mayor parte del daño auditivo no proviene de picos de ruido inesperados. Los oídos en general, y especialmente los oídos de los niños, se dañan más a menudo por un volumen constante. Este es el ruido que escuchas en un sitio de construcción o cuando despega un avión. Puede que no sea tan fuerte o sorprendente como una explosión inesperada de fuegos artificiales, por ejemplo, pero el potencial de daño es mayor.

Nos encontramos con estas situaciones «consistentemente molestas» con más frecuencia de lo que pensamos a lo largo del día. Los adultos tienden a ignorar por completo estas situaciones (lo cual es bastante malo), principalmente porque sus oídos se han dañado tanto por la edad adulta que el ruido no tiene tanto efecto. Sin embargo, los niños aún tienen la oportunidad de mantener una función sensorial alta con auriculares que brindan descansos sensoriales.

3. Ayuda a calmar los sentimientos de nerviosismo e inquietud

Algunos niños se sienten nerviosos e incómodos cuando hay ruidos desconocidos más fuertes. Lo que podría parecer un ruido normal para el adulto, podría ser percibido como “clavos en una pizarra” para el niño. Si las orejeras reductoras de ruido funcionan, pueden ayudarlo a usted y a su hijo a visitar y experimentar nuevos lugares que de otro modo podrían molestarlos.

Los niños pequeños, especialmente los bebés, están descubriendo el mundo constantemente. Los sonidos fuertes o inquietantes pueden ser extremadamente perturbadores para sus mentes recién formadas. ¡No cometas el error de pensar que su comportamiento nervioso proviene de algo que ven! Es posible que estén respondiendo a sonidos intensos y agudos que están completamente fuera de su rango auditivo adulto más limitado.

El uso de protección para los oídos de los niños puede reducir el ruido proporcionando un descanso sensorial muy necesario. La música relajante también puede funcionar con los auriculares adecuados para niños. Si tiene los auriculares de su bebé conectados a un iPhone u otros dispositivos musicales, las tecnologías duales lo ayudarán a hacer maravillas como padre.