Comprensión de la contaminación acústica y sus efectos

Comprensión de la contaminación acústica y sus efectos

Contaminación. Cuando escuchas el término, ¿qué te viene a la mente? ¿La contaminación del aire? ¿La contaminación del agua? Es posible que la contaminación acústica no reciba tanta atención de los medios de comunicación, pero los peligros y problemas asociados con la contaminación acústica pueden ser, en muchos sentidos, igual de peligrosos tanto para las personas como para las mascotas.

Queremos ayudarlo a comprender los hechos y problemas importantes que rodean la contaminación acústica, para que pueda ayudar a prevenir sus efectos dañinos para sus seres queridos. También nos gustaría compartir algunos de nuestros consejos favoritos para reducir la contaminación acústica.

Contaminación acústica 101

La contaminación acústica se define como «exposición regular a niveles elevados de sonido que pueden provocar efectos adversos en humanos u otros organismos vivos».

Esto incluye todo, desde conciertos de rock ruidosos hasta ruidos de tráfico incesantes y actividades de barcos que son dañinas para los delfines y ballenas que sobreviven por ecolocalización. En muchos casos, la contaminación acústica es un peligro invisible. Pero solo porque no puede verlo, sigue siendo perjudicial para la salud y el bienestar.

Para comprender la contaminación acústica, es útil saber que el sonido se mide en decibelios. El susurro de las hojas suele medir unos 25 decibeles y las conversaciones normales rondan los 60 decibeles. Se sabe que los sonidos de 85 decibeles o más dañan los oídos de las personas. Estos incluyen sonidos que puede escuchar todos los días, como:

  • Cortacéspedes eléctricos (90 decibeles)
  • Trenes de metro (100 decibeles)
  • Conciertos de rock (120 decibelios)

Los sonidos intrusivos pueden interrumpir las actividades humanas que son necesarias para funcionar y tener éxito en la vida, actividades como dormir, concentrarse y escuchar a los demás. Si bien es probable que sea imposible que alguien pase por la vida sin tener que lidiar con algunos ruidos intrusivos, si la intrusión se eleva al nivel de un problema continuo o constante, es hora de actuar.

Efectos nocivos de la contaminación acústica

La contaminación acústica puede tener muchos efectos dañinos.

La exposición a ruidos fuertes (especialmente cuando es continuo a lo largo del tiempo) puede provocar problemas de audición e incluso pérdida de audición. Un diagnóstico común es la pérdida auditiva inducida por ruido (NIHL).

También se sabe que la contaminación acústica causa presión arterial alta, hipertensión, enfermedades cardiovasculares, aumento del estrés y problemas para dormir. Se ha informado que los niños que viven en entornos ruidosos, ya sea que vivan cerca de un aeropuerto o que vivan rodeados de dispositivos que suenan continuamente, sufren problemas de atención, memoria, resolución de problemas y capacidad de lectura.

Cómo reducir la contaminación acústica

Si le preocupan los efectos perjudiciales de la contaminación acústica, aquí hay algunos pasos que puede seguir para minimizar el riesgo:

  • Si estará expuesto a ruidos fuertes, use tapones para los oídos.
  • Evite el uso prolongado de auriculares, especialmente a volúmenes altos
  • Trate de mantener un nivel de 40 decibeles en su casa durante el día y 35 decibeles durante la noche. (Puede medir con un sonómetro o un medidor de decibelios)
  • Si es posible, trate de vivir lejos del tráfico pesado o de los aeropuertos y trate de evitar trabajos con exposición regular a niveles elevados de ruido.
  • Absorbe el sonido extraño a través de la insonorización

Puede encontrar muchas ideas de insonorización y reducción de ruido aquí en insonorizarsonido.com. Ofrecemos materiales aislantes, paneles acústicos y más para ayudar a las personas de la contaminación acústica.

Consulte nuestro folleto en línea en: https://www.tmsoundproofing.com/online-catalog-2019/?page=1